Reseñas

Reseña de Silvia Pérez Fernández

Datos del libro:

Modernist Photography Cowin, Daniel. (selec.); Phillips, Christopher (ed.); Rocco, Vanessa (ed.) International Center of Photography - Steidl Publishers, 2005

 

El libro es el catálogo de la exposición homónima organizada por el ICP, institución a la cual Cowin (banquero de profesión, coleccionista de vocación) estuvo vinculado desde su apertura en 1983 y hasta su muerte en 1992. De un total de 1.200 piezas, el curador Christopher Phillips y su asistente Vanessa Rocco seleccionaron 66 fotografías para la muestra. Ch. Phillips, agrupó las fotografías de la colección de Daniel Cowin de acuerdo a cuatro ejes, a su vez abordados por textos de distintos especialistas.

Los textos abordan centralmente el período modernista de la fotografía de entreguerras, más allá de que algunas pocas fotografías que se extienden por fuera de esa etapa. Como plantea Ch. Phillips en la Introducción, entre los años 20s y 30s la cultura visual en general se movilizó al compás de la modernización, y la de los fotógrafos en particular, al entrar en contacto con los artistas y corrientes de vanguardia. La colección de Daniel Cowin refleja, en gran medida, los diversos roles que desempeñó la fotografía en ese entramado: como parte de la producción de imágenes sobre la fascinación tecnológica en la “era de las máquinas”, vehículo de experimentación, herramienta de documentación de la realidad social e instrumento para la publicidad. Esta última, a partir de mediados de los 20s, encontró en la cámara fotográfica y en los artistas de vanguardia fuentes de renovación absoluta de los planteos visuales, y no pocas empresas capitalistas recurrieron quienes hacían arte desde los movimientos de izquierda. El fotomontaje emergió con énfasis como corte, tras siglos de perspectiva unificada, a la vez que dio cuenta de la nueva experiencia fragmentada.Luego, la crisis de 1930 desencadenaría el despliegue de los “géneros informativos”: el fotoperiodismo, la fotografía y el cine documental, el fotorreportaje. La Colección se nutre de todas estas experiencias con fuerte énfasis en la revalorización de la complementariedad entre imaginación y realidad presentes en la fotografía del período, la que plasmó el contenido utópico de la vanguardia.

En “El fotógrafo y la ciudad”, Ch. Phillips refiere a cómo la fotografía reproducía la lógica de la máquina: economía, precisión, objetividad, estandarización y repetitividad. Los registros de interiores de fábricas (sobre todo la industria bélica y el trabajo de la mujer), la ciudad representada en fotomontajes, formas geométricas y en tomas directas que facilitaran la contemplación del flujo continuo, el esplendor de la vida nocturna y la comunicación gráfica son los aspectos centrales que Phillips rescata, y que encuentra en las fotografías de Harry Bedford Lamere, Mieczyslaw Berman, ManRay, Berenice Abbott, Brassaï, Gordon Parks, Walker Evans, John Vachon, Jack Delano y RosalieGwathmey–, que dialogan con la gráfica, fundamentalmente en el formato afiche.

En “La modernización de la vida rural”, K. Lubben analiza el caso de la emblemática Farm Security Administration (FSA). A contrapelo del modo en que la historiografía suele tratar esa experiencia, presentando la producción de la FSA como un todo más o menos homogéneo, Lubbendescribelas fotografías del proyecto iniciado en 1935 y finalizado en 1943 como el resultado de los distintos momentos que lo atravesaron. Desde el comienzo como dependencia de la ResettlementAdministration y comandada por RexfordTugwell, integrándose posteriormente como sección histórica de la FSA bajo la dirección de Roy Stryker, para ser absorbida por la Oficina de Información de Guerra luego de Pearl Harbor, la producción de fotografías fue tensionada por intereses que iban desde la promoción de la agencia oficial hasta la exaltación patriótica que requería el contexto bélico. Ello, mediado por las concepciones favorables a la modernización y otras tendientes a la idealización del pasado agrario, que a su vez se sumaban a finalidades más políticas o más científicas que motivaban la toma de imágenes. Acompañan el texto distintas fotografías del equipo de la FSA, algunas de ellas poco conocidas, que muestran la diversidad de estilos y motivaciones de los distintos fotógrafos. 

En “Objetos transformados”, AnnieBourneufy Vanessa Rocco parten de la relevancia que adquirió la cámara fotográfica en la entreguerras como herramienta para presentar los objetos corrientes bajo nuevas perspectivas, las que permitían incidir en el gran público al promover el abandono de los hábitos visuales. Así, la fotografía se convierte en la tecnología que captura objetos que pueden ser abstraídos, desmaterializados y pasibles de ser transformados mediante la descontextualización. La fusión entre indagación estética y publicidad llevó a que muchas de las obras hoy presentadas como artísticas, tuvieran su origen en encargos comerciales. La indagación en torno a la diferencia entre la visión de la cámara y la humana, como así también la opción por el fotomontaje –en tanto medio que permitió que la idea y la subjetividad pudieran sustituir al registro y la “objetividad”– y la fotografía científica, constituyen los principales vectores utilizados para justificar la selección de fotografías de PietZwart, JaromirFunke, Harold Halliday, Pere CatalàPic, Niels Laugesen, Werner David Feist, Gordon Parks, Walter Tralau, ManRay, Carl Strüwe y Raul Hausmann.

Finalmente, en “Rostros, cuerpos, identidades surrealistas” Vanessa Rocco parte de la voluntad de liberación (de la herencia del pasado decimonónico) y de la incidencia de la teoría freudianacon la introducción de su nuevo aparato conceptual para pensar la experimentación del surrealismo. Del mismo modo analiza el recurso a los muñecos y máscaras –como medios para representar lo simultáneamente familiar y extraño–, los espejos, la doble exposición o la sobreimpresión–para referir a lo fantasmal, lo fragmentario y el mundo de las fantasías y los sueños–, presentes en las fotografías de Hans Bellmer, Edmund Teske, Werner Rohde, JaroslavRössler, Ilse Bing, Herbert List, Francis Bruguière y Henryk Hermanowicz. Rocco también refiere al pasado Pictorialista presente en la obra de algunos de estos autores.    

Finalmente, cabe mencionar que algunos de los textos recogen testimonios sobre la importancia que la obra de Atget tuvo en varios de los fotógrafos mencionados, particularmente los norteamericanos. Ello, junto a la indagación transversal temas y procedencias autorales, permiten una lectura renovada del amplio espectro de la fotografía modernista.

Silvia Pérez Fernández

 

Fecha: 
30/05/2017 - 08:31

Redimensionar texto

-A +A
Mapa de la Bibliteca Pública de la UNLP

Plaza Rocha 137

La Plata, Buenos Aires

(054)221 423 6600

Atención: Lun a Vier de 8 a 19hs

Tel: 0221 - 4236607

Tel/Fax: 0221 - 4236607